“Revive” conflicto taxista

Chafiretes acaban liándose a golpes

 

Alejandro CHAN PUC

FELIPE CARRILLO PUERTO, 6 de marzo.- La disputa por zonas de ascenso y descenso de pasajeros fue el motivo por el que trabajadores del volante de los sindicatos “General Francisco May” y Untrac protagonizaron un altercado en vía pública que

terminó a golpes entre socios de ambos gremios, por lo que fue necesaria la intervención de elementos de la Dirección de Seguridad Pública y Tránsito Municipal.
A las 10:00 horas de hoy, comerciantes de la colonia Centro solicitaron la intervención de autoridades policiacas al registrarse una acalorada discusión entre decenas de operadores de los sindicatos “General Francisco May” y Untrac, hecho que habría provocado el cierre a la circulación vehicular en la calle 73, entre 66 y 68.
Al lugar arribaron agentes de Tránsito Municipal para intervenir y reabrir la circulación vehicular, aunque fueron encarados por integrantes de ambos sindicatos quienes exigían aplicar “mano dura” para quienes no respetaban los acuerdos “apalabrados” entre dirigentes de ambas agrupaciones dedicadas al giro de servicio público.
Minutos más tarde fue necesario el arribo de elementos de la Dirección de Seguridad Pública debido al reporte de jaloneos y riña como consecuencia del pleito permanente entre ambos sindicatos; sin embargo, afortunadamente los ánimos se fueron calmando tras aproximadamente 40 minutos de discusión.
En el lugar se pudo indagar que el conflicto inició debido a que socios de la Untrac habrían invadido con vehículos compactos una zona de ascenso y descenso de pasajeros destinada para unidades tipo Van de la ruta Felipe Carrillo Puerto-Valladolid, situación que causó molestia entre los agremiados al sindicato “General Francisco May” y que desató la discusión.
Los socios del sindicato “General Francisco May” indicaron que existe un acuerdo “apalabrado” entre dirigentes de ambos sindicatos para compartir la calle 73, entre 66 y 68, siempre y cuando en el lugar se estacionaran unidades tipo Van.
No obstante, denunciaron que la Untrac no lo ha respetado desde que se les autorizó el cambio de modalidad en el que pasaron de concesiones de Van a vehículos compactos, y continúan estacionando sus unidades en la calle 73 cuando el espacio destinado a este tipo de vehículos está ubicado en la calle 68, entre 73 y avenida Lázaro Cárdenas.
Cabe mencionar que de acuerdo con testigos, fueron al menos dos personas las que se liaron a golpes como consecuencia de este conflicto; sin embargo, no hubo detenciones debido a que al arribo de la autoridad los involucrados se replegaron.