Compromiso.


El de las y los integrantes de la XVII Legislatura del Congreso local, con el bienestar animal, es el que se puso de manifiesto ayer al aprobarse una reforma al Código Penal del Estado de Quintana Roo mediante la cual se incrementan las penas

contra quien realice actos de crueldad que causen maltrato evidente, le ocasionen un daño permanente, o bien, le provoquen la muerte, a cualquier especie.
Y es que tal y como damos cuenta en la edición que tiene usted en sus manos, de acuerdo con el dictamen aprobado por el Pleno Legislativo, las penas que se impondrán irán de 1 a 5 años de prisión y de 50 a 100 días multa contra quien o quienes incurran en dichos ilícitos, los cuales, además, serán perseguidos de oficio por la Fiscalía General del Estado (FGE), siendo que cuando estos sean cometidos por un servidor público cuyas funciones sean la protección, conservación o cuidado de los animales, la pena se incrementará en un tercio del máximo establecido, además de que se le impondrá la inhabilitación para desempeñar otro empleo, cargo o comisión dentro de la estructura gubernamental.
En este sentido, las y los legisladores aprobaron que las sanciones por cometer actos de crueldad que provoquen la muerte del animal irán de 4 a 6 años de prisión y de 200 a 400 días multa, lo cual, sin lugar a dudas, permitirá inhibir hechos como los que ya se han suscitado en la entidad, desatando el repudio y la indignación de las y los ciudadanos.
Al respecto, cabe señalar que en la sesión ordinaria correspondiente, también se aprobó declarar el 5 de junio de cada año como “Día Estatal del Tlacuache”, a fin de sensibilizar y concientizar a la ciudadanía sobre la situación actual y las amenazas que enfrenta esta especie, destacándose que, para ello, las secretarías de Ecología y Medio Ambiente (SEMA) y la de Educación (SEQ), deberán promover su protección y conservación por medio de actividades de cuidado ambiental entre la comunidad estudiantil de todos los niveles de enseñanza en el Estado.
Con base en lo anterior, no queda más que resaltar la importancia de esta reforma de Ley que, si lugar a dudas, permitirá avanzar en la consolidación de una sociedad más consciente, responsable y humana.
¿No lo cree así, amable lector?