Rol.

El que al día de hoy está jugando la mujer quintanarroense como un componente esencial para fortalecer la pluralidad, así como para enriquecer

las ópticas y las acciones que permitan alcanzar la igualdad en toda la sociedad, es el que ayer resaltó el Gobernador Carlos Joaquín González al asistir al “Foro Violencia Política Contra las Mujeres en Razón de Género, Aportaciones y Desafíos de los Tribunales Electorales de las Entidades Federativas”, organizado por el Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF), la Asociación de Tribunales Electorales de la República Mexicana, entre otras instancias.
Y es que tal y como damos cuenta en la edición que tiene usted en sus manos, ante el magistrado presidente del TEPJF, Reyes Rodríguez Mondragón, el jefe del Ejecutivo, al tiempo que subrayó la importancia de la participación de las mujeres en la vida pública y política del país, sostuvo que los Gobiernos deben tomar todas las medidas apropiadas para eliminar la discriminación hacia ellas, garantizando en igualdad de condiciones con los hombres su derecho a ser elegibles para todos los organismos cuyos miembros sean objeto de elecciones.
En este sentido, y ante las 41 magistradas y magistrados del país que participan en este importante foro, el mandatario indicó que en su administración las mujeres han demostrado su actuación pública con su activo desempeño profesional y administrativo, además de que se han convertido en las mejores aliadas para lograr las metas que se propuso al llegar al Gobierno del Estado, en torno a la  inclusión, la equidad, la participación y la institucionalidad.
Al respecto, Joaquín González explicó que durante su gestión se ha trabajado en temas de género principalmente en funciones administrativas y en la vida política, por lo que reconoció que las mujeres merecen ser parte de las decisiones de Gobierno en los niveles federales, estatales y municipales, como es el caso de Quintana Roo en donde 7 de los 11 municipios son gobernados por féminas.
Con base en lo anterior, no queda más que resaltar lo afirmado por el Gobernador en cuanto al firme compromiso de su administración de seguir construyendo y fortaleciendo la institucionalidad para asegurar la continuidad de las buenas prácticas en materia de género.
¿No lo cree así, amable lector?